Counseling, la terapia del cambio

Para superar una crisis las alternativas pueden ser infinitas. Además de las terapias psicológicas tradicionales, en los últimos años han proliferado diversas alternativas de corta duración que han tenido una amplia aceptación social, una de ellas es el couseling.


03/06/2016

Nació como disciplina en los Estados Unidos y en Europa hace más de 60 años. En la actualidad, tiene presencia 35 países y en el último año a nivel global las consultas crecieron un 50 por ciento. Pero, ¿por qué esta modalidad es la elegida por miles de personas en todo el mundo?

Para superar una crisis las alternativas pueden ser infinitas. Además de las terapias psicológicas tradicionales, en los últimos años han proliferado diversas alternativas de corta duración que han tenido una amplia aceptación social. Una de ellas es el couseling cuyo origen data de la década del ´30 y en 1987 la Organización Mundial de la Salud lo recomendó como un método óptimo para apoyo y prevención de situaciones de crisis.

Su crecimiento es impactante. Por ejemplo, en los Estados Unidos el 95 por ciento de las consultas psicológicas son atendidas por counselors, y sólo el 5 por ciento elige la psicoterapia.

La disciplina nació de la mano del psicólogo estadounidense Carl Rogers quien centró la terapia en la persona a través de la realización de una serie de entrevistas a pacientes que atravesaban situaciones de desorientación, cambio o crisis.

La terapia puede realizarse en el momento que se experimenta el conflicto o bien de manera preventiva, ante algún acontecimiento que vendrá y constituye un cambio importante y significativo en la vida del individuo.

Pero, ¿por qué el counseling ha crecido tanto? Uno de sus principales atractivos para los pacientes es lograr resultados concretos a corto plazo y una de sus máximas cualidades es la resolución de conflictos sin pretensiones de juzgar o interpretar a la persona, sino entenderla y brindarle las herramientas para el cambio.

En América Latina una de las instituciones referentes en el tema es la Sociedad Interamericana de Counseling (SIC) que cuenta con un staff de médicos, psicólogos, sociólogos y educadores de diversas nacionalidades de la región que trabajan de forma interdisciplinaria en el abordaje de la problemática del paciente, pero siempre bajo las bases del counseling.

“Las estrategias de intervención que se usan se nutren de la resiliencia, la fortaleza y el sentido de esperanza de los consultantes. Esta postura empoderadora permite el establecimiento y desarrollo de una relación terapéutica basada por el compromiso de trabajo mutuo entre la persona profesional y la persona consultante”, establece como lema la comisión directiva del SIC, conformada por profesionales procedentes de México, Nicaragua, Venezuela y Colombia.

Uno de los principales ejes del counseling es su carácter dinámico e interactivo. Es decir, su metodología no sólo reviste la modalidad individual sino también se ha implementado en diversas organizaciones e instituciones. Por ejemplo, tanto la Sociedad Interamericana de Counseling , ofrece entre sus servicios la posibilidad de brindar apoyatura emocional, acompañamiento y contención especializada al personal o integrantes de hospitales, clínicas, sanatorios, asilos, barrios carenciados y poblaciones de riesgo, entre otros.

La prevención de una enfermedad, el asesoramiento de una patología física o psicológica a familiares, médicos o paramédicos o ayudar en problemáticas sociales como la discriminación o la violencia familiar, son algunas de las temáticas en las que el counseling centra su atención. El trabajo se realiza con asesoramiento creando un equipo interdisciplinario que colabore a llevar adelante las problemáticas abordadas.

Con una actitud positiva y enfrentando al cambio, el counseling logró instalarse en todo el mundo.
 

Fuente